Comparativa Monitores
Ordenadores y Portátiles
Comparativa Monitores
Comparativa Monitores entre un LCD y un CRT

Comparativa monitores ¿Por qué los monitores LCD son mejores que los CRT?

Cuando elijes un nuevo monitor para tu PC, hay muchas opciones disponibles en el mercado. Puede que los necesites para principalmente ver videos y jugar online, o puede que lo quieras simplemente para las funciones básicas que puede proporcionar un ordenador. Sea como sea, hay dos elecciones disponibles, un monitor LCD o un monitor CRT. Aquí hay algunas razones por las que un monitor LCD es más ventajoso a la hora de comprar.

CRT (Tubo de rayos catódicos) es una pantalla de ordenador básica y más barata. Aunque su precio sea menor, su principal problema es el espacio que ocupa. La nitidez y definición se van perdiendo con el paso del tiempo, y esto repercute negativamente en la vista. Aunque no lo notemos, podemos tener problemas en pocos años dependiendo las horas que estemos enfrente de una de estas pantallas.

La llegada de los monitores LCD (liquid crystal display) ha sido un una alternativa aplastante para los CRT. Usualmente son más caros, pero las ventajas son palpables. El espacio de las pantallas LCD requiere mucho menos espacio, lo cual es ideal para casa, sobre todo si el mueble de ordenador no es demasiado grande. Con un LCD, puedes literalmente pegar el monitor a la pared para aprovechar mejor el espacio. Incluso existen modelos que pueden sujetarse a la propia pared.


Las pulgadas en un monitor LCD están mejor definidas que un monitor CRT. Cuando compres un LCD, recuerda que el tamaño que se anuncia, es el de la totalidad de la pantalla. Esto no siempre es así con los monitores CRT.

Los LCD son más sanos y con menos riesgos que un CRT. Las radiaciones que emite un CRT son más directas y potentes, y no es conveniente estar delante de una de estas pantallas muchas horas, a no ser que se utiliza un protector de pantalla. Los LCD son menos dañinos en este sentido. Otro punto importante es el peso de uno y otro. A la hora de mover el monitor de sitio, el CRT no supondrá un mayor esfuerzo al pesar mucho más en comparación con el LCD, con el consiguiente riesgo de lesión. Un LCD se puede llevar debajo del brazo el tiempo que haga falta sin problemas.

La calidad de color de uno a otro es abismal. Muchos de los nuevos monitores LCD tiene capacidades ilimitadas de color, mientras que los CRT han quedado un poco obsoletos en este sentido. Lo mismo pasa con la resolución.

Conclusión

Las pantallas LCD están muy por delante que los monitores CRT tradicionales cuando nos referimos a espacio y calidad. Los beneficios de salud hacen que la elección de un LCD sea más viable. Cuando hablamos de los precios, está claro que un LCD nos va a costar una cantidad mayor, pero a largo plazo, un monitor CRT gastará más energía que un LCD, siendo este último más eficiente administrando su consumo. Esto se notará más si se tienen varios monitores en funcionamiento, ya sea en casa o en una oficina.

Leer mas artículos relacionados