Ordenadores y Portátiles
Fuente alimentacion problemas
Fuente alimentación problemas

Algunos problemas con las fuentes de alimentación

Siguiendo con nuestro artículo anterior, las fuentes de alimentación para ordenadores son probablemente los elementos que más fallan y se estropean cuando hablamos de un ordenador personal. Se calienta y se enfría cada vez que es usada y recibe el primer choque de electricidad en corriente alterna cuando encendemos el ordenador. Normalmente, un ventilador en la fuente que empieza a funcionar a tirones, es un indicador de que la fuente de alimentación está fallando debido al sobrecalentamiento de los componentes. Todos los dispositivos en un ordenador reciben la corriente continua que necesitan de la fuente de alimentación. Un fallo típico de la fuente suele notarse cuando empezamos a notar un ligero olor a quemado justo antes de que el ordenador se apague de repente. Otro problema es que el ventilador de la fuente falle y deje de funcionar, lo cual lleva a un rápido calentamiento del resto de componentes. Algunos síntomas de fallo son reinicios aleatorios del equipo o fallos en el sistema operativo sin una razón aparente.

Si se sospecha que la fuente de alimentación está fallando, debemos comprar otra cuanto antes ya que no es conveniente dejar que se acabe estropeando por si misma. Algunas veces, la placa base y otros componentes se pueden ver afectados y el problema puede ser mayor que cambiar una simple fuente de alimentación. Por lo tanto, lo primero que debemos hacer es leer la documentación que vino con nuestro ordenador y ver como abrir la caja del PC (si ya tienes experiencia con este punto, no hace falta documentarse). Si has abierto la caja para cambiar alguna tarjeta o añadir memoria, puedes cambiar la fuente de alimentación sin problemas. Debemos asegurarnos de que tenemos en ordenador desenchufado de la red antes de hacer nada. Esto es una medida de seguridad que debemos tener en cuenta siempre. Hay ciertas partes del ordenador que siguen teniendo corriente incluso cuando están apagados.


Algunas mejoras en la placa base y sistemas utilizados en los ordenadores, permiten que el usuario monitorice las revoluciones por minuto del ventilador de la fuente de alimentación por medio de la BIOS y una aplicación especial de Windows que viene suministrada por el fabricante de la placa base. Algunos diseños nuevos ofrecen también el control del ventilador por lo que podemos hacer girar el ventilador según se necesite, dependiendo de la refrigeración que deseada. Algunos diseños recientes en servidores Web incluyen fuentes de alimentación que ofrecen un suministro de repuesto que puede ser cambiado mientras que la otra fuente está en funcionamiento. Algunos ordenadores nuevos, particularmente aquellos diseñados para usar en servidores, proveen de fuentes redundantes. Esto significa que hay dos o más fuentes de alimentación en el sistema, con una suministrando la energía y la otra estando de repuesto. La de repuesto entra inmediatamente en acción si la que está funcionando falla. De este modo, se puede cambiar la fuente de alimentación averiada mientras que la otra está en uso.

Leer mas artículos relacionados