Como instalar una tarjeta de sonido de forma correcta
Ordenadores y Portátiles
Instalar tarjeta de sonido
Instalar tarjeta de sonido

Como instalar una tarjeta de sonido de forma correcta

Instalar una tarjeta de sonido es algo muy sencillo y se puede hacer en un rato si sabes como hacerlo. Abrir la caja del sistema puede ser una tarea eche para atrás a personas que no están acostumbradas a manipular la CPU o para quién es la primera vez.

La clave es tomártelo con calma, tomarte tu tiempo, y hacerlo como una cosa entretenida. Es una buena idea para empezar, abrir la caja y tratar de identificar todos los componentes que puedas antes de ponerte a manipular elementos.

Recuerda tocar un tornillo o una parte metálica para remover la electricidad estática de tu cuerpo. Para instalar tu tarjeta de sonido haremos lo siguiente:

Abrir la caja del sistema o CPU

Lo primero es desconectar el equipo de la toma eléctrica. No solo apagarlo, sino desenchufar físicamente de la toma de la pared. Quita la tapa de la carcasa del ordenador y localiza una ranura vacía en la placa base. Normalmente, en la parte trasera de la ranura, tendrás que retirar una tapa que será por donde asome la tarjeta de sonido con sus conectares de entrada/salida. De nuevo recordamos que debes descargarte de electricidad estática tocando algo metálico. No te preocupes, no dará calambre si el equipo esta desenchufado. Existen unas muñequeras antiestáticas que protegen de estas descargas del propio cuerpo y que pueden dañar componentes internos de la electrónica. Puedes comprarlas en cualquier tienda especializada.


Toma nota de cualquier cosa que cambies, modifiques o desconectes para poder dar marcha atrás y recordar como estaba si algo no va bien y hay que dar marcha atrás.

Las tarjetas de sonido nuevas deben ir insertadas en un slot PCI. Después de haber quitado la tapa anteriormente mencionada, saca la tarjeta de sonido de su envoltorio, el cual debe estar preparado para proteger de cargas estáticas.

Instalar la tarjeta de sonido

Coge la tarjeta de sonido y alinéala con el slot PCI. Presiona la tarjeta de forma firme pero con cuidado, dentro de la ranura, la cual debe entrar sin problemas. Al quedar totalmente insertada, no se debe ver ninguno de los contactos amarillos que deben estar totalmente introducidos en el slot.

Fija la tarjeta de sonido a la carcasa usando el tornillo que quitaste de la tapa de la parte trasera. La tarjeta no se debe mover al apretar este tornillo y los conectores deben asomar por la parte trasera del ordenador.

Si tienes un módulo de sonido integrado en la placa base y quieres instalar otra tarjeta de sonido adicional, la mayoría de los sistemas deshabilitarán el sonido integrado en la placa base. Si no es así, consulta el manual de tu ordenador o busca información en la web del fabricante para modificar los “jumpers” que deshabilitarán el sonido integrado.

Ahora se debe conectar el cable de audio del CD-ROM. Inserta una punta del cable de audio del disco CD-ROM o DVD en el puerto CD-IN de la tarjeta de sonido. La otra punta se conecta en el puerto audio-out del CD-ROM o DVD.

Revisa todas las conexiones antes de antes de volver a poner la tapa de la carcasa. Si todo está bien, pon la tapa, vuelve a conectar todos los periféricos y pon el ordenador en marcha.

Comprobando que todo funciona correctamente

El ordenador debería detectar de forma automática la nueva tarjeta y tratar de instalar los controladores o drivers de la tarjeta de sonido, que es el software que sirve para comunicarse con ella. Si estás utilizando un OS Windows, te debería aparecer una ventana pidiéndote el software necesario para permitir la tarjeta comunicar con el ordenador.

Si no se puede instalar automáticamente, la tarjeta te debería venir con un CD que contiene todos los drivers y software adicional. Inserta el CD y sigue los pasos de instalación cuando aparezca la ventana.

Puedes comprobar que la tarjeta funciona al reiniciar el PC. Si la tarjeta está operativa, deberías escuchar el sonido de inicio de Windows (si no lo has deshabilitado antes). En algunos casos la tarjeta estará operativa sin reiniciar el ordenador.

Instalar la tarjeta de sonido es así de fácil. Es aconsejable tener un buen sistema de altavoces para sacar el máximo partido de tu nueva tarjeta de sonido, lo cual es bastante simple y económico hoy en día.

Leer mas artículos relacionados